30/03/2018

Préstamos para abrir un negocio. Cómo y dónde pedirlos

Préstamos para abrir un negocio. Cómo y dónde pedirlos

Abrir un negocio no es una tarea fácil. Sobre todo en lugares como España donde la financiación ha estado bastante reñida durante mucho tiempo. Hasta tal punto que conseguir financiación se ha convertido en el principal escollo para muchos emprendedores.

Sin embargo la situación está cambiando. Por este motivo desde Crédito Particular queremos ofrecerte un resumen de las principales alternativas que existen en cuanto a la solicitud de préstamos para abrir un negocio. ¿Te gustaría saber más al respecto? En ese caso, sigue leyendo.

Cómo y dónde pedir préstamos para abrir un negocio

Las participaciones o acciones empresariales

Conseguir que alguien te financie, sobre todo en los momentos iniciales de una empresa, es sin duda una de las acciones más complicadas a las que tendremos que enfrentarnos.

Un método habitual para conseguir financiación es por medio de acciones. Al repartir acciones de nuestra empresa logramos nuevos socios y financiación para nuestro proyecto. Sin embargo esto tiene tanto sus pros como sus contras. Pues a mayor número de socios más se diluye la dirección de la empresa y hay que hacer un esfuerzo de coordinación para cumplir objetivos. Dentro de este método puedes recurrir a:

    - FFF o Fool, Friends and family. O lo que es lo mismo, la colaboración económica de amigos, familiares y conocidos. En las primeras fases empresariales muchos recurren a esta salida para poder arrancar.

    - Business Angels. Puede que en nuestro país todavía no se trate de una de las opciones más habituales, pero poco a poco este perfil va creciendo. Se trata de particulares dedicados al mundo de los negocios que deciden ayudar económicamente y con su propia experiencia a nuevos proyectos. Muchas veces se recurre a agrupaciones de diferentes particulares para conseguir una mayor cantidad de financiación. Por medio de los Business angels y con diferentes rondas de financiación, puedes conseguir entre 20.000 y 100.000 € para tu proyecto. Pero sin duda lo más interesante de este perfil es que usarán su propia experiencia y conocimientos empresariales para que tu proyecto funcione.

    - Diferentes fondos de inversión. Nos referimos al capital riesgo, al venture capital o al private equity. Estos fondos de inversión suelen fijar su mirada en empresas nuevas con un alto potencial de crecimiento. En estos casos se pueden alcanzar importantes aportaciones económicas que superen varios millones de euros. Para localizar los distintos fondos de inversión que operan en España nada mejor que acudir a Ascri, la Asociación Española de Capital, Crecimiento e Inversión. Aquí encontrarás listados que te ayudarán en tu búsqueda.

 

Incubadoras

Probablemente este término te resulte algo desconocido o te haga pensar en lugares como Sillicon Valey, donde la mayor parte de las startups nacen por medio de incubadoras. Sin embargo el uso de este tipo de iniciativas cada vez se está expandiendo más en nuestra geografía. Empresas como Wallapop nacieron precisamente en una de estas incubadoras.

Las ayudas que dan las aceleradoras son muy variadas. Pueden ser económicas, puede tratarse de formación o de prestación de servicios, etcétera.

 

La financiación colectiva

Aunque todavía no está altamente desarrollada en España, ha demostrado ser una fuente de financiación muy interesante en países como Estados Unidos. Por medio de la financiación colectiva se consigue una gran cantidad de capital con pequeñas colaboraciones de diferentes particulares. Las dos vertientes más conocidas son:

    - El crowlending. Nos encontramos ante una financiación con capital privado. En este caso los particulares son los que deciden aportar capital para apoyar uno o varios proyectos empresariales en plataformas webs. Se establece una serie de pagos e intereses para ir devolviendo el importe prestado.

    - El crowfunding. Se trata de plataformas webs en las que cada empresa o emprendedor sube su proyecto para conseguir financiación. Una vez en la plataforma los miles de usuarios que la conforman deciden aportar o no capital a la nueva idea. Se trata de una especie de micro mecenazgo donde se obtiene un nivel de financiación muy elevado a nivel colectivo. Entre los ejemplos podemos destacar el de Verkami o Lanzanos. En este caso los inversores buscan beneficio económico a su inversión, así que si el proyecto no funciona como tú creías lo más probable es que termines por perderlo.

 

Entidades de créditos, cajas y bancos

Sin duda este tipo de financiación es la que más nos suena a todos. Sin embargo los bancos y las cajas son muy reacios a ofrecer liquidez a proyectos que se encuentran en sus fases iniciales. Sobre todo a partir de que estallara la crisis. De ahí que se trata de una opción únicamente cuando nuestra empresa ya es algo más grande o ha demostrado su crecimiento y capacidad económica.

Pero no nos tenemos que amilanar por eso. Las entidades de crédito también de gestionar ayudas estatales a las que se puede acceder con más facilidad. Nos referimos a las líneas de crédito ICO. Este tipo de préstamos va dirigido tanto a autónomos como a empresas e incluso entidades privadas y públicas. Ofrecen liquidez tanto para expandirse dentro como fuera del territorio español. Sin duda una opción interesante que hay que contemplar con calma.

 

Subvenciones y ayudas

Tanto a nivel autonómico como estatal el Gobierno ofrece diferentes tipos de ayudas a los emprendedores y las empresas. Estas líneas de crédito son ideales para poder comenzar a desarrollar nuestro proyecto empresarial.

A nivel estatal podemos destacar el caso de ENISA, la empresa nacional de innovación que ofrece subvenciones para nuevos emprendedores. No dudes en visitar su página web para conocer más datos sobre sus proyectos.

También es bastante frecuente que las comunidades autónomas ofrezcan subvenciones a mujeres emprendedoras o a jóvenes. Hablamos de PAEM o Programa de Apoyo Empresarial a las Mujeres. Aprovecha todas las oportunidades informándote en tu ayuntamiento.

 

Antes de marcharte…

No dejes de visitar el apartado de noticias de nuestra web. Aquí podrás encontrar información interesante sobre finanzas personales, economía o finanzas en general. Te damos algunos ejemplos:

Bono Convertible

¿Qué es un aval?

Consejos de cómo salir del ASNEF

Solicitar préstamo

¡Comprueba ahora si podemos
concedértelo!

Déjanos aquí tus datos de contacto:

Histórico de noticias

  • 13/04/2018
    Préstamos personales sin aval y sin buró

    Cuando hablamos de buró de crédito lo hacemos para referirnos a una empresa de tipo privado cuya finalidad es proporcionar a las empresas que están afiliadas a ella información acerca de cómo se han comportado las diferentes compañías y personas físicas que han solicitado distintos créditos.

    Cualquier persona o empresa que haya pedido un crédito en algún momento forma parte de esta base de datos. Y en esta base de datos se puede, por tanto, consultar el historial crediticio de esos clientes. Los bancos, las tiendas, las entidades financieras, los arrendadores, las compañías telefónicas, las energéticas etcétera, suelen ser las empresas que se afilian al buró de crédito y consultan la información de posibles clientes.

    Pero, ¿es posible recibir préstamos personales sin un aval o sin que dicho prestamista consulte previamente el buró? En Crédito Particular te lo explicamos.


    Leer más
  • 06/04/2018
    Préstamos sin aval para autónomos

    Comenzar una nueva andadura profesional es algo muy complicado. Sobre todo si quieres lanzarte al mundo del autoempleo en España. Donde este grupo de trabajadores está bastante desprotegido.

    Uno de los principales problemas a los que se tiene que enfrentar un emprendedor para poder poner en marcha su negocio es la falta de crédito. Ante estas situaciones es normal que se recurran a los préstamos. Sin embargo, ¿dónde se pueden conseguir cuando se carece de aval? En Crédito Particular te lo contamos todos.


    Leer más
Ver más